ETA muestra su total disposición a dar los pasos que sean necesarios para favorecer el cambio político

GARA | DONOSTIA

El comunicado que ETA ha remitido a GARA está dirigido a la
ciudadanía vasca y en él, además de hacer un análisis de la situación
política que vive Euskal Herria en los últimos tiempos, se incluye una
«declaración» de siete puntos en la que, entre otras cuestiones, la
organización armada muestra su disposición a dar «los pasos que sean
necesarios» para favorecer el cambio político.

La «Declaración de ETA» comienza expresando su respeto a aquellos
agentes que, en los últimos meses, están intentando poner en marcha una
nueva dinámica a favor de Euskal Herria, en un contexto marcado por «la
dura situación represiva» y «la presión político-mediática». También
tiende la mano para colaborar con todos los agentes que asuman que para
«construir un escenario democrático que garantice el futuro de Euskal
Herria» es necesario dar «pasos seguros» y adquirir «compromisos
firmes».

Por ello, ETA hace un llamamiento a todas las mujeres y hombres
vascos para que, cada cual en su medida, «luchen a favor de Euskal
Herria», ya que considera que «la activación social» es «la principal
garantía» para avanzar en ese sentido.

«ETA, por su parte, manifiesta que está dispuesta a dar los pasos
necesarios en el camino del cambio político, en el espacio que le
corresponde», prosigue en el cuarto punto.

A continuación, reitera su «voluntad para resolver el conflicto» y
añade que su deseo y su tarea consisten en alcanzar «una formulación
consensuada» para que la ciudadanía vasca decida su futuro «sin ningún
tipo de límites ni injerencias» y «construir sobre bases sólidas el
proceso democrático» que conlleve «las garantías» para que se pueda
llevar a cabo ese ejercicio de decisión.

También se reafirma en su actitud de «hablar al pueblo con
transpareciencia y honestidad», lo que contrapone a la «intoxicación
informativa» que, a su juicio, «el Gobierno español ha convertido en un
importante instrumento político».

Por último, ETA se reafirma en «el compromiso con Euskal Herria» que
tomó hace 50 años, para asegurar que seguirá «luchando firmemente por
Euskal Herria». «No cesaremos hasta alcanzar la libertad», concluye.

Factor sicológico

En la primera parte del texto, ETA se centra en analizar las formas
y las consecuencias de lo que viene a denominar «ataque generalizado e
intenso» que, según afirma en el segundo párrafo, el Gobierno español
ha desencadenado contra Euskal Herria desde que llevó el último proceso
al fracaso.

Responsabiliza al Ejecutivo español de haber «cerrado la puerta a la
oportunidad para una solución democrática» y de «haber optado por
extender a todos los ámbitos la negación y por desarrollar una ofensiva
represiva sin límites».

La organización armada entiende que la izquierda abertzale es el
objetivo de esa ofensiva porque «hace treinta años consiguió que fuera
imposible la asimilación de Euskal Herria en Francia y España», y
porque «ha logrado mantener abierta de par en par la puerta de la
independencia y la libertad».

En este contexto, recuerda que «se ha impuesto el estado de
excepción en Euskal Herria», se han ilegalizado organizaciones
políticas, detenido a militantes, «son constantes los recortes de
derechos civiles y políticos», «endurecen la crueldad contra los presos
políticos» y abundan los «secuestros de ciudadanos» y los
«interrogatorios clandestinos».

Una estrategia con la que, en opinión de ETA, no sólo se pretende
condicionar la actividad política de la izquierda abertzale, sino
también «influir en el factor sicológico».

La organización armada comenta que, por enésima vez, el Estado
español «pretende vender la fantasía de la salida policial», pese a que
«el ministro de Interior, Pérez Rubalcaba, sabe muy bien que hoy, como
ayer, la única vía que garantiza el final de la resistencia vasca es el
reconocimiento de los derechos de Euskal Herria».

Al ministro de Interior español también le acusa de estar
«acostumbrado a las mentiras y la propaganda de guerra», de intentar
desfigurar la realidad tras frases pomposas y de pretender desviar el
debate. Pero no sólo le acusa, sino que le responde. «`Votos o bombas’
es su última patraña -subraya ETA en el comunicado remitido a este
diario-. Y la izquierda abertzale le responde alto y claro: «Votos»,
como método democrático para que los ciudadanos vascos, sin límites y
sin injerencias, y siendo materializables todos los proyectos,
decidamos nuestro futuro. Dar la palabra al pueblo». Acto seguido,
asegura que ésa es precisamente la opción que niega el Gobierno español
a Euskal Herria, que es lo que, según recuerda la organización armada,
está en la base del conflicto. «Ése es el tope -concluye ETA en este
punto- que la lucha de los ciudadanos debe contribuir a superar».

Aquesta entrada ha esta publicada en REFLEXIONES. Afegeix a les adreces d'interès l'enllaç permanent.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s